Resequedad vaginal: ¿Qué es y cómo aliviarla?

350 vistas

La resequedad vaginal es un problema que afecta a muchas mujeres y no necesariamente está ligada a la menopausia, ya que se puede presentar a cualquier edad. Es común que algunas mujeres experimenten este tipo de condición, especialmente si hay mucho estrés o vive una vida muy agitada. 

Hay demasiadas causas que pueden pasar desde procesos naturales y transitorios, como es el postparto. La disminución del flujo vaginal y una mala hidratación hacen parte de la sequedad vaginal.

Por otro lado, el uso de anticonceptivos hormonales, los medicamentos hormonales (los cuales son utilizan para tratar el cáncer de mama, la endometriosis, los miomas uterinos o la fertilidad), una infección vaginal y los periodos de estrés son factores determinantes para padecer sequedad vaginal. 

Otra de las causas más comunes es la caída de estrógenos, por ejemplo, durante la menopausia , una fase en la que un 40% de las mujeres padecen esta patología. 

Es considerada una afección benigna, sin embargo, es el primer síntoma que se presenta en la atrofia vaginal, una lesión que debe tratarse adecuadamente. Así que, lo recomendable es que visites a tú ginecólogo de confianza para que evalúe el problema.

Síntomas

La sintomatología de esta patología incluye picor, ardor y comezón alrededor de la abertura de la vagina, incluso, dentro de ella. Las mujeres que la padecen pueden sentir dolor durante las relaciones sexuales, lo cual hace que muchas de ellas evitan tener relaciones debido a estos malestares, afectando su calidad de vida.

Hay algunos hábitos que empeoran la sintomatología y son: el uso de jabones agresivos, perfumes o lociones, ropa que no transpira, compresas, tampones perfumados y el tabaquismo. 

¿Cómo aliviarla?

  1. Hidratante vaginal: es un gel que se introduce en la cavidad vaginal para lograr humedecer la zona y desaparecer las molestias. Los expertos recomiendan que estos hidratantes no contengan colorantes y perfumes.
  2. Lubricantes: se usan para mejorar las relaciones sexuales, preferiblemente que tenga una base acuosa que hidrate y sea compatible con los preservativos 
  3. Tratamientos: en caso de que la resequedad vaginal no mejore y los síntomas se agraven el ginecólogo (a) recomendará una terapia hormonal de uso tópico con óvulos o cremas vaginales  

Fuente consultada: Blog de Kern Pharma

También te puede interesar