Las consecuencias del estrés en nuestro cuerpo

372 vistas

Foto: Shutterstock

Todas hemos sufrido de estrés en algún momento de nuestras vidas y en algunas mujeres el estrés es más severo que en otras. La muerte de un ser querido, el trabajo, la menstruación, la menopausia, las relaciones de pareja, las finanzas o cualquier responsabilidad cotidiana pueden desencadenar un episodio severo de estrés.

¿Qué es el estrés?

El estrés es una respuesta a una amenaza o peligro que el cuerpo percibe, y como resultado libera hormonas que nos permiten tener una reacción ingeniosa e indicada para una respuesta rápida.

El estrés a corto plazo es considerado un elemento clave para la sobrevivencia, sin embargo, cuando se prolonga por mucho tiempo, puede tener graves consecuencias para la salud, es por eso que es de suma importancia, ponerle un alto a esta emoción.

Impacto del estrés en la salud

El American Institute of Strees (AIS) explica que la adrenalina y el cortisol, ocasionados por el estrés, pueden afectar y debilitar distintos órganos o partes del cuerpo. “

Sistema inmune:

Los efectos del estrés pueden acumularse en el cerebro y el cuerpo. Las hormonas que libera el estrés hace que nuestro cuerpo esté más propenso a virus, bacterias y agentes externos dañinos para la salud.

“El estrés tiene una gran cantidad de efectos negativos en nuestro cuerpo. Cuando estás estresado, eres más susceptible de contraer enfermedades virales”.

Argumentó la psicóloga Kristin Hadfield, de la Universidad de Queen Mary en Londres

Puedes estar más propensa a padecer gripe y resfriado común y el tiempo de recuperación puede verse afectado por el estrés.

Sexualidad y sistema reproductivo

El estrés es muy agotador tanto para el cuerpo como para la mente y esto puede suponer una pérdida del deseo sexual.

Además, cuando nos encontramos ante un episodio crónico de estrés se puede ver afectado nuestro ciclo menstrual, llevándonos a períodos irregulares, más dolorosos y densos.

En el caso de las mujeres que ya terminaron su etapa de fertilidad, el estrés puede magnificar los síntomas físicos de la menopausia.

Sistema digestivo

El hígado es uno de los órganos que se ve afectado por el estrés y como respuesta produce azúcar que va a parar directamente al torrente sanguíneo, esto implica un aumento de riesgo de desarrollar diabetes tipo 2.

Uno de los efectos a largo plazo del estrés crónico son la acidez estomacal, reflujo, hinchazón o estreñimiento.

Corazón y sistema respiratorio

Cuando estamos ante una situación de estrés, nuestro corazón bombea más rápido. Las hormonas conllevan a que los vasos sanguíneos se contraigan y desvíen más oxígeno a los músculos, aumentando la presión arterial, lo que hace que se duplique el riesgo de sufrir un derrame cerebral o un ataque al corazón.

Los músculos

El estrés crónico alimenta la aparición de desequilibrios en el comportamiento, como los desórdenes alimenticios o el abuso de drogas o alcohol.

Asimismo, la tensión muscular puede causar dolores de cabeza, dolor de espalda y hombros y dolores corporales.

Fuente: BBC Mundo

También te puede interesar