Abdominales hipopresivos: ¿Qué son y para qué sirven?

por Revista Ginecología y Obstetricia
168 vistas

Los hipopresivos abdominales le están dando la vuelta al mundo, ya que es una de las modalidades de entrenamiento de nuestra zona central, la cual nos hace trabajar estos músculos no solo en la zona externa – lo que conocemos como la chocolatina- sino también las capas más profundas. Este método cuenta con varios beneficios para la salud.

Este método fue creado por el Dr. francés Marcel Caufriez, quien en su investigación determino que los abdominales tradicionales, en varias situaciones, pueden causar o agravar los problemas de incontinencia urinaria o disfunciones sexuales, esto sucede por la presión excesiva que se genera al realizarlos. Dicho estudio llevó al Dr. Caufriez a crear una nueva alternativa para trabajar la musculatura del abdomen, siendo de esta manera que nace la gimnasia abdominal hipopresiva. 

Este tipo de ejercicios provoca a corto, mediano y largo plazo efectos positivos para la salud a nivel postural, respiratorio, vascular, metabólico y sexual.

¿Cuál es la diferencia entre los abdominales hipopresivos y los abdominales tradicionales?

Por un lado, los ejercicios abdominales tradicionales son los que la mayoría conocemos, los cuales consisten en estar tumbados en el suelo, con rodillas flexionadas, manos tras la cabeza y subiendo el torso hasta quedar sentados. Los cuales nos benefician si control o demasiado a menudo. 

Por otro lado, los ejercicios abdominales hipopresivos reducen la presión dentro del abdomen cuando los estamos haciendo, protegiendo los órganos que se encuentran en esta zona de nuestro cuerpo y produciendo una contracción refleja de la musculatura del suelo pélvico. 

Beneficios de realizar este método

  • Reduce el perímetro abdominal aportando mejoras estéticas, posturales y funcionales; 
  • Es un ejercicio recomendado en el posparto, ya que previene el debilitamiento del suelo pélvico;
  • Regula los parámetros respiratorios;
  • Ayuda a prevenir las hernias inguinales, abdominales, crurales y vaginales;
  • Previene la incotinencia urinaria
  • Evita las lesiones articulares y musculares, gracias a la normalización del tono muscular en general. 

¿Cómo practicar los ejercicios hipopresivos?

Lo primordial es que cuentes con la guía de un profesional en gimnasia abdominal hipopresiva para que pueda adaptar cada ejercicio a tus necesidades y que te aconseje sobre una adecuada postura y respiración en cada uno de ellos.

La respiración es parte fundamental de este método, ya que todos los ejercicios se realizan en apnea respiratoria, es decir, vaciando nuestros pulmones de aire.

Debes tener en cuenta que para efectuar estos abdominales tienes que contar con una correcta postura y así poder vaciar tus pulmones de aire, bloqueando la entrada de aire por la nariz y la boca, después se realiza el movimiento de inspirar, pero sin que el aire entre a los pulmones. Debes sentir como las costillas se abren y tu ombligo se acerca hacia la espalda. 

Fuente: Muy Saludable 

También te puede interesar