¿En qué consiste una colposcopia y por qué se realiza?

por Revista Ginecología y Obstetricia
401 vistas

A través de las colposcopias es posible detectar cambios en las células del cuello uterino que podrían estar relacionados con el cáncer de los órganos reproductivos; en algunas ocasiones puede acompañarse de pequeñas muestras de secreciones vaginales para un análisis posteriores.

Se suele remitir a las mujeres a que se practiquen este examen, cuando en una citología previa fue detectada la posible presencia de una displasia o de céulas cancerosa. Aunque, también puede ser recomendable realizarlo para buscar infecciones, medir la extensión de los condilomas o el esparcimiento de un cáncer de cuello uterino diagnosticado previamente.

¿La colposcopia es lo mismo que la prueba de Papanicolaou?

La verdad es que ambas pruebas parecen ser muy similares, aunque en realidad si tienen un grado de diferencia. El Papanicolau tienen como objetivo la obtención de muestras celulares para analizarlas y detectar signos tempranos de anomalías en las mismas. Por otra parte, la colposcopia permite confirmar y diagnosticar alguna condición en caso de presentarse.

La colposcopia se puede realizar en el consultorio médico de tu ginecólogo. A través de la vagina, el especialista introducirá el espéculo para abrirla y tener una mejor vista del cuello uterino. Se realizará una pequeña limpieza de la zona con una solución yodada que permita detectar más fácilmente las áreas anormales, y se acercará el colposcopio tanto como sea posible para brindar una vista más clara. Este instrumento nunca entra al cuerpo.

¿Pueden presentarse efectos sencundarios después de la colposcopia?

Cuando se es remitida a este examen, la mujer debe aclarar si sufre de algún tipo de alergia o enfermedad que puedan aumentar el riesgo de sangrdo. Por ese motivo es importante indicar al especialista si se está llevando a cabo algún medicamento, especialmente si se trata de anticoagulantes o antiagregantes.

No suelen presentarse efectos adversos, aunque sí pueden presentarse algunas molestias durante los días siguientes al procedimiento. Los doctores por lo general recomiendan no mantener relaciones sexuales, utilizar tampones o geles que impidan correcta cicatrización de la biopsia.

También te puede interesar